Colegio Trigales del Maipo

La donación de 28 toneladas de arena, utilizadas en la exhibición Algoritmos del Viento de Theo Jansen, se presentó como una gran oportunidad de reciclar un material de excelente calidad y -al mismo tiempo- desarrollar una zona de juegos al aire libre para niños de la comuna de Bajos de Mena, específicamente en el Colegio Trigales del Maipo de la Fundación Nocedal, en Puente Alto.

El centro educacional actualmente recibe a niñas y niños de los niveles kínder y pre kínder, pero el plan educacional contempla un crecimiento orgánico hacia los ciclos de básica y media. El colegio fue inaugurado a principios de este año por Fundación Nocedal, institución educacional sin fines de lucro, que desde hace 20 años trabaja otorgando educación de excelencia a niños y jóvenes de sectores vulnerables.

El espacio de juego al aire libre desarrollado fue inspirado por la sala neuromotora que el colegio hoy posee en sus instalaciones interiores, “quisimos desarrollar un circuito que le dé continuidad a lo que el colegio hoy tiene en su interior; unir ambos espacios y llevarlo al exterior”, expresó Valentina Schmidt arquitecta de Fundación Cosmos.

La zona de juego contiene tres pozos de arena, bordeados por durmientes y troncos de distintos tamaños, los que permiten actividades al interior de cada uno de los pozos, en sus bordes y entre los tres pozos que contienen, al menos, 50 cm. de profundidad. Además, cuenta con postes de equilibrio y un muro de escalada, los que invitan a desplegar el juego a través del desarrollo del sentido del equilibrio; todo al aire libre y en conexión con la naturaleza. El proyecto contempló la vegetación pre existente del lugar, la que en un futuro otorgará zonas sombra sobre las áreas de juego en verano.

 

Menu