09/febrero/2018
Campo dunar en Santo Domingo: los múltiples factores para protegerlo
Share on FacebookTweet about this on Twitter

Fundación Cosmos ha trabajado por más de tres años en la zona de Santo Domingo – San Antonio, específicamente en el Humedal Río Maipo, donde ha colaborado con la Municipalidad de Santo Domingo en el desarrollo del Parque de la Naturaleza Humedal Río Maipo, diseñando e implementando planes de manejo e infraestructura para permitir el acceso al humedal de forma sustentable.

Es en este contexto, y en la exploración de esta zona geográfica, que el equipo de Fundación Cosmos conoció el campo dunar que está al sur del humedal. Un área tremendamente importante por su función como infraestructura verde, es decir, como estructura natural que protege las zonas interiores urbanizadas de las crecidas del mar –como las que este año han azotado las costas y causado grandes destrozos– o de posible tsunamis, y de actuar como cortina para detener el avance de la arena hacia el interior. Además, se trata de cinco cordones dunarios pleistocénicos, muy interesantes para la investigación científica.

Al conocer y valorar la existencia de este campo dunar, Fundación Cosmos comenzó a explorarlo comprobando que éste colinda con un bosque esclerófilo costero y un matorral estepario de secano costero, que son ecosistemas muy singulares e importantes por las especies de flora y avifauna que albergan.  Al mismo tiempo, se hicieron evidentes las amenazas a las que está expuesto: tránsito de vehículos motorizados, basura, presión inmobiliaria.

En ese momento la coordinación con Costa Central -organismo local involucrado también en estas temáticas- se hizo fundamental. Se hacía necesario encargar un estudio científico que diera cuenta de la importancia biológica de estas tres áreas (campo dunar, bosque esclerófilo costero y matorral estepario de secano costero), y luego hacer las gestiones con la Municipalidad de Santo Domingo para evaluar distintas formas de protegerlas. De ahí nace la propuesta de cambiar el plano regulador comunal para resguardar su valor ecosistémico ante la construcción inmobiliaria, independiente de quienes sean los propietarios de los terrenos.

El Informe denominado “Diagnóstico de Línea Base de flora y avifauna en campo dunar de playa de Santo Domingo, Chile central”, encargado por Fundación Cosmos a Avitrek, especifica un alto nivel de endemismo y de especies nativas de Flora y avifauna: el 55% de la flora presente en estos tres ecosistemas en conjunto es nativa, y un 23,2% es endémica; mientras que en relación a la avifauna, se encontraron dos especies endémicas y 30 nativas. La asociación de estos tres tipos de ecosistemas permite la presencia de un ensamble diverso de flora y aves, muy particular y único.

Sin embargo, a pesar de su importancia como soporte de biodiversidad e infraestructura  verde, esta área no tiene ningún tipo de protección, y se encuentra expuesta a potenciales proyectos inmobiliarios y al paso de vehículos motorizados que frecuentemente andan por ahí.

Las próximas acciones de protección

En el corto plazo Fundación Cosmos, junto a un grupo de vecinos representados por la organización Costa Central, están solicitando a la Municipalidad de Santo Domingo la modificación del plano regulador que data del año 2002, y que permite la construcción inmobiliaria es este sector así como el desarrollo de otras actividades que destruirían este lugar.

Más largo plazo, para asegurar su conservación en el tiempo, se considera necesario elevar el sitio a alguna categoría legal de protección, como podría ser un Santuario de la Naturaleza, que permita su uso con fines recreativos, educativos, de conservación y de investigación.

Fuentes y publicaciones:

· Informe línea base de flora y avisfauna en campo dunar de Santo Domingo

· Publicación diario La Tercera – sección Tendencias. Domingo 4 de febrero 2018

· Publicación El Mercurio – sección Economía y Negocios on-line. Lunes 5 de febrero 2018

· Publicación diario El Líder. Lunes 5 de febrero 2018

Menu